Plan Your Visit

Before You’re Here

Sinfonía 101: Una Guía de Preguntas Frecuentes Para Los Recién Llegados

Sinfonía 101: Una Guía de Preguntas Frecuentes Para Los Recién Llegados

Si estás leyendo esta página, eso significa que esperamos pronto te unas a nosotros para un concierto, y eso nos encanta. Nos preocupamos MUCHO por el crecimiento de nuestra audiencia y por asegurarnos que las personas que son más nuevas a la música clásica y/o conciertos de orquesta tengan una gran experiencia para que  ultimadamente, vuelvan de nuevo, y todas las preguntas aquí vienen de un grupo de nuevos asistentes que nos dijeron lo que querían saber antes de venir. ¿Tiene una pregunta que no es contestada aquí? Envíanos un mensaje en Facebook, Twitter, o por correo electrónico, e incluso podríamos añadir la pregunta a esta lista.

En dónde se presentan, exactamente?

La sinfonía de California tiene su base en Walnut Creek, presentándose durante todo el año en el Lesher Center for the Arts, y en los últimos años, hemos ampliado nuestra huella incluyendo actuaciones en Oakland, Concord, Berkeley y Napa. Nuestro objetivo es seguir alcanzando nuevas audiencias y tocar en nuevos escenarios, cumpliendo mejor con las expectativas de nuestro nombre, para servir al estado!

¿Qué es un buen asiento?

Nos preguntan esto mucho, y la mayoría de la gente le dirá que debido a que el centro Lesher es un lugar bastante íntimo (solamente cerca de 800 asientos comparados a las salas de conciertos típicas que son el doble o aún triple a ese tamaño), realmente no hay un mal asiento en la casa. Dicho esto, los dos mejores lugares están en el centro, no demasiado cerca de la parte delantera, ya que ayuda a la mezcla de sonido un poco mejor en el momento en que llega a sus oídos (Además se pueden ver más los músicos cuando no estás justo frente al escenario), y en la parte delantera del balcón (incluyendo asientos de caja), para que tengas mejores líneas de visión para ver toda la orquesta desde una perspectiva aérea. Por último, si hay un solista de piano actuando, a la gente le gusta sentarse más hacia el lado izquierdo de la casa para poder ver las manos del pianista a medida que actúa.

¿Qué puedo esperar por el precio?

Los precios empiezan de $33 a $87 cada uno. Hay algunos otros consejos útiles que usted debe saber también:

  1. La mejor oferta viene cuando no esperas hasta el último minuto para ordenar boletos. Nunca ofrecemos descuentos de último minuto porque no queremos socavar a los clientes que ya han comprado sus asientos. De hecho, los precios realmente aumentan basándose en la demanda a medida que se acerca la fecha del concierto. En otras palabras, a medida que la casa se pone más llena, los precios suben respectivamente. La mayoría de nuestros conciertos están en o cerca de su capacidad, por lo que cada vez que vea un concierto al que le gustaría asistir, se ahorra al no esperar (y por supuesto tienes mejores asientos para elegir también).
  2. Otra forma de ahorrar es comprar en mayoreo. Esto puede ser ya sea en la forma de boletos de temporada, donde a menudo tenemos ofertas como «3 conciertos por $99», o en la forma de boletos de grupo, donde usted ahorra 10-20% dependiendo del tamaño de su grupo y puede incluso venir gratis si su grupo es de un cierto tamaño.

Si usted es un estudiante en un presupuesto limitado, asegúrese de traer su identificación de estudiante y obtenga cualquier asiento comenzando en $20.

¿Qué me pongo?!

Más que nada, queremos que se sientan cómodos cuando se unan a nosotros para un concierto, así que vístase de una manera que funcione para usted. A algunas personas les encanta vestirse elegante y salir — si esto es usted, hágalo y no será el único, lo prometemos. Si prefieres ser más casual, entonces probablemente tampoco  serás el único vestido casualmente. Lo que no verán mucho es corbata negra. Para nuestros conciertos de Domingos por la tarde, hasta la orquesta lleva trajes y corbatas en lugar de colas y cummerbunds. Sin embargo, para nuestras fiestas de noche y eventos especiales, traigan el Ritz. En Resumen, usted se hace a usted, y estamos contentos de que se unan a nosotros.

¿Cómo puedo conseguír una copa en el concierto?

Como la mayoría de los lugares, tenemos varios bares alrededor. Pero aquí es donde somos diferentes a muchas otras orquestas: nos hemos asociado con el centro Lesher para permitirle a los clientes llevar sus bebidas dentro del teatro (Woohoo!). No más espera en la linea antes del espectáculo o en el intermedio sólo para tener dos minutos para tomarse su bebida de un trago y correr a sus asientos. Traiga su bebida con usted y beba mientras escucha — ¡está bien! Un Consejo más: el personal del bar del Centro Lesher le permite pre-ordenar su bebida (s) para el intermedio. Antes de que comience el concierto, visite los bares del vestíbulo para hacer su pedido, y luego, cuando salga para el intermedio, verá su bebida lista, literalmente con su nombre.

¿Cómo puedo estudiar antes de ír?

Tratamos de hacer conciertos auto-contenidos, lo que significa que en la propia presentación se aprende un poco de su libro de programas, así como del Maestro, ya que a veces introduce brevemente las piezas desde el escenario. Si quieres estudiar con anticipación, tenemos múltiples maneras de ayudarte a hacerlo:

  1. La charla pre-concierto con el director musical comienza una hora antes de la presentación, es gratuita para los asistentes al concierto, y dura unos 30 minutos, por lo que tienen media hora entre la charla y el concierto para tomar una copa, usar el baño, mezclarse, etc. Durante la charla, maestro cubre temas como por qué programó las piezas en particular en ese concierto, cosas que debe buscar y escuchar durante la presentación, e información sobre el compositor. A menudo, el solista que realiza esa fecha se unirá a toda o parte de la charla, por lo que llegarás a escuchar de primera mano al increíble artista al que vas a ver más tarde en la noche.
  2. Escucha el playlist del concierto en Spotify. Compilado por el propio director musical Donato Cabrera, la lista de reproducción está llena de las mejores selecciones de las mejores grabaciones que la orquesta interpretará.

En cada una de las páginas de Resumen de conciertos de este sitio web, hemos Incluido la entrada respectiva de cada pieza de Wikipedia. Esa idea vino directamente de un asistente a concierto por primera vez que dijo que miró todas las páginas de Wikipedia antes de venir y sería genial si pudiéramos ayudar Incluyendo esa información. Así que lo hicimos, y esperamos que sea útil.

¿Cuánto dura un concierto?

Los conciertos varían en duración dependiendo de que tan larga sea cada pieza en el programa, pero suelen variar de unos 100-120 minutos. En general, la mayoría de los conciertos se abrirán con una obertura u otro trabajo más corto, como de unos 10 minutos. Que suele ser seguida por un concerto (una pieza con un Solista destacado) por otros 20-30 minutos, y luego viene el intermedio por otros 20 minutos. La segunda mitad de la actuación es a menudo una sinfonía completa de movimientos múltiples, totalizando 40-60 minutos dependiendo de cuánto tiempo escribió el compositor (y qué tan rápido conduce el conductor!). Este no es siempre el formato, y verás que algunos de nuestros conciertos tienen varias piezas más cortas y ninguna Sinfonía larga, pero te da una idea de qué esperar, al menos en términos de longitud total del concierto.

¿Dónde me estaciono?

La opción más popular es el estacionamiento del Centro Lesher, situado junto al Centro por la calle Locust. El estacionamiento es operado por la ciudad de Walnut Creek y las tarifas varían dependiendo de la hora, del día y de otros eventos que estén ocurriendo en la zona. Normalmente el costo varía de $4 a $8 por día. El centro Lesher también está a poca distancia caminando de la estación del BART en Walnut Creek.

¿Cuándo aplaudo?

Esto puede ser una pregunta controvertida, y he aquí por qué: en los primeros días de la música clásica el público era más bien ruidoso-aplaudiendo, hablando, e incluso gritando durante la actuación. Después, en algún momento durante el siglo XX, esto cambió, y la norma social se convirtió en aplaudir sólo al final de la pieza y nunca entre movimientos (en otras palabras, aplaudir al final de la Quinta Sinfonía de Beethoven y permanecer en silencio durante las pausas entre movimientos 1 , 2, 3 y 4). El problema con esto es para las personas que no conocen esta regla no escrita acerca de cuándo aplaudir, en cada concierto alguien aplaude inevitablemente después del primer movimiento y luego se siente raro porque es el único, o uno de pocos que de alguna manera se perdió este Memo secreto.

Nosotros decidimos que es algo raro, y ni siquiera fiel a los orígenes de la música clásica, por lo que nuestra política es que cuando se tiene una reacción emocional hacia la música, y si quieres expresarlo, hazlo. Si te gusta un movimiento de llenar-el- blanco de la sinfonía y quieres aplaudir por el rendimiento que acabas de escuchar, hazlo! Nota: no todas las orquestas se sienten de esta manera, así que no tome esta política como la regla en todas partes. Sin enbargo, en la Sinfonía de California, si estás disfrutando lo que estás oyendo, nada nos encantaría más que lo demuestres.

¿Odias los teléfonos?

Algo similar a la respuesta anterior, somos un poco diferentes a muchas otras orquestas en esta cuestión. Lo que no nos gusta son los teléfonos que suenan o hacen otros ruidos durante la presentación, o cuando el teléfono está explotando tanto que prácticamente se ve como luz estroboscópica-al igual que a la gente no le gustan esas cosas en el cine. Lo que nos gusta es que la gente se divierta y comparta esa experiencia con otros, así que tome sus selfies, reportese en Facebook, y sólo asegúrese de que su teléfono esté en silencio en consideración para los artistas.

¿Qué más debo esperar?

¡ La gente está mirando! ¡ Y nosoros! Pero no necesariamente al mismo tiempo, aunque suponemos que eso no está fuera de la cuestión. Mientras hablamos con nuevos asistentes, oímos una y otra vez que algunos realmente aman ver a otras personas de diferentes edades (más jóvenes y mayores) disfrutar del concierto a su manera, y que no se dieron cuenta de que ese elemento (i.e. gente mirando) iba a ser una parte de la experiencia. La otra cosa que oímos a menudo es que ver a una orquesta en vivo — ya sea produciendo una pared gigante de sonido o tocando pasajes técnicos tan difíciles, todos en sincronía — sería tan impresionante. La gente dice, Hay algo en la experiencia en vivo que simplemente no se puede superar, y eso es música para nuestros oídos.